Exobiología en Marte

Imprimir Post

Esta ha sido una semana muy intensa, y es que llegar a Marte no es un juego de niños, es una empresa de singular dificultad. Poner en órbita un satélite e intentar amartizar a control remoto, desde decenas de millones de kilómetros de distancia está muy lejos de estar a prueba de fallos. En palabras de David Parker, director de vuelos tripulados y exploración robótica de la Agencia Espacial Europea (ESA), ” La exploración de marte es difícil y exigente, y por eso es que lo hacemos”. 

parker-esaope

La misión

ExoMars o Exobiología en Marte es un proyecto de investigación en astrobiología de la Agencia Espacial Europea (ESA), en colaboración con la agencia espacial rusa RoscosmosSu objetivo principal es investigar si hay o hubo alguna vez vida en Marte. No es un objetivo original, es una de las metas principales de todas las misiones que se han realizado al planeta rojo. Sin embargo, la ciencia funciona por etapas: se van haciendo mediciones preliminares que preparan el camino para nuevas preguntas que inspiran el diseño de nuevos instrumentos. Por ejemplo, a través de misiones anteriores conocimos que la atmósfera de Marte contiene pequeñas cantidades (menos del 1%) de metano, oxígeno y vapor de agua, entre otros. Más interesante aún es que sus concentraciones varían en el espacio y el tiempo. Este hallazgo nos dirige a la hipótesis plausible de que existe algún proceso geológico o quizás biológico detrás de esta dinámica atmosférica. Específicamente, la misión ExoMars tiene dos partes, una que se desarrolla actualmente, en el 2016, y otra que está programada para el 2020. En esta primera etapa, se envió una nave con dos componentes, el satélite TGO: Trace Gas Orbiter (en castellano: Satélite rastreador de gases) y un módulo de demostración de descenso llamado Schiaparelli1.

TGO lleva consigo 4 instrumentos de alta sofisticación que serán capaces de detectar metano, vapor de agua, óxidos de nitrógeno y acetileno, con una precisión mil veces mayor que los instrumentos anteriormente usados en otras misiones. Además, creará mapas de las zonas originarias de las emisiones de estos gases, con el objeto de determinar el tipo de actividad que las produce, geológica o biológica. Por otro lado, TGO intentará localizar posibles depósitos de hielo y reservorios de agua escondidas bajo la superficie marciana, a la vez de estudiar los procesos a escape su atmósfera.

exomars2016_tgo_and_edm_annotated

La segunda parte de ExoMars-2016 corresponde a la prueba de descenso del módulo Schiaparelli, diseñado para demostrar tecnologías de descenso y amartizaje. En su interior, lleva instrumentos de navegación, meteorología y transmisión de datos, con el fin de registrar su experiencia mientras entra en la atmósfera marciana, se aproxima a su superficie y por unos días antes de apagarse; y enviarlos en tiempo real al satélite TGO. La vida de Schiaparelli, una vez sobre la superficie de Marte, estaba programada para ser muy corta (entre 2-8 días marcianos).

Días de tensión:

Atrévete a hacer cosas increíbles” dice el narrador en el video de la NASA sobre el descenso de Curiosity en Marte (Agosto de 2012), maniobra que llamaron: “los 7 minutos de terror”. Recordemos.

Efectivamente, el amartizaje es una de las operaciones más complejas y delicadas que enfrenta la tecnología espacial. No es, de ninguna manera a prueba de fallos. Los ingenieros aeroespaciales diseñan una secuencia de acciones que deben ocurrir perfectamente en menos de 10 minutos, a grandes velocidades, en un ambiente hostil y extremo. Además, son operaciones de las que no se tiene control en tiempo real, deben ocurrir bajo las órdenes de los computadores a bordo. Un sólo error en la cadena de mandos acaba con el sueño. Además de los instrumentos de navegación y transmisión, Schiaparelli lleva una pequeña estación meteorológica para tomar datos por pocos días después del amartizaje, antes de que sus baterías se acaben y dejen de funcionar: entre 2-8 días marcianos2.

El 14 de Marzo, ExoMars-2016 partió de la Tierra hacia Marte. El 16 de Octubre, ya en la vecindad del planeta Rojo, se dispusieron a hacer la maniobra de separación del satélite TGO y el módulo de descenso Schiaparelli. El 19 de Octubre TGO logró entrar en órbita elíptica estable alrededor de Marte, mientras se prepara para comenzar a medir, dentro de unos meses, continuado, hasta el 2022. El mismo día, Schiaparelli intentó su ansiada prueba de descenso. La historia la narramos en vivo por Twitter.

alextuit4

alextuit5

alextuit6

esatuit4

esatuit1

esatuit2
EDM es el nombre genérico de Schiaparelli, significa “ESA módulo de demostración de descenso y amartizaje”, en inglés: “ESA descent and landing demonstrator module”.

alextuit3

La conclusión de los episodios del 19 de Octubre es que el satélite TGO sí logró hacer su inserción en la órbita planificada y sus instrumentos parecen estar en buenas condiciones. Mientras que el módulo de demostración de descenso Schiaparelli comenzó bien su secuencia de entrada en la atmósfera y descenso, pero los datos indican que si bien la etapa del paracaídas tuvo buen inicio, no está claro qué sucedió después. Todo parece indicar que finalmente el amartizaje no ocurrió como los científicos e ingenieros esperaban.

esatuit6

El 20 de Octubre el satélite de la NASA Recononnaissance logró divisar el lugar donde finalmente quedó Schiaparelli. Los Científicos de ESA aún analizan los datos restantes del descenso para entender los fallos y hacer las rectificaciones necesarias para la misión ExoMars planificada para el 2020.

  1. En honor al  astrónomo italiano Giovanni Virginio Schiaparelli (1835- 1910), quien fuera observador y cartógrafo de la superficie Marte []
  2. Cada día marciano tiene 24 horas  y 40 minutos []
Share

CC BY-NC 4.0 This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial 4.0 International License.

Leave a Reply