La noche estrellada

Imprimir Post

“Soy el que camina con la dulce y creciente noche;
Llamo a la tierra y al mar semi envueltos por la noche.

¡Cíñete a mí, noche de desnudos senos, noche magnética y nutricia! 
¡Noche de vientos del Sur, noche de los astros, pocos y grandes!
Silenciosa noche, cabeceando loca, desnuda noche estival”.

Walt Whitman,  extracto de “Canto de mí mismo”

HubleUltraDeepField

¿Se puede describir el deleite que produce esta imagen? Es conocida en bajos y altos fondos como “Campo ultra profundo del telescopio espacial Hubble“. Ésta es la mirada a objetos celestes más distante de la que tenemos registro (aproximadamente  123\times 10^{21} km, es decir, 123 y 21 ceros). Los miles de puntitos recolectados en este pedacito de cielo no son estrellas o planetas: son galaxias enteras.

Los astrofísicos que proveen esta fotografía dicen que pertenece a un estudio llamado “Cobertura Ultravioleta del Campo Ultra Profundo del Telescopio Espacial Hubble”. La imagen está compuesta por exposiciones separadas tomadas desde el 2003 hasta el 2012 utilizando la “Cámara Avanzada para Sondeos” (ACS por sus siglas en inglés) y la “Cámara Gran Angular 3” que cubren el espectro electromagnético desde el ultravioleta hasta el infrarrojo cercano,  junto a observaciones previas en el visible y en el infrarrojo cercano que fueron capturados entre el 2003 y el 2009.

En la gráfica, que incluyo abajo, puedes apreciar las diferentes regiones del espectro electromagnético. Observa que la pequeñísima porción coloreada hacia el centro es la región visible, es decir, la perceptible a nuestros ojos desnudos. La región ultravioleta, hacia la izquierda, es de mayor frecuencia (y menor longitud de onda) que el visible y la infrarroja, hacia la derecha, es de frecuencia más baja (y mayor longitud de onda).

light-spectrum-es

El Hubble es un telescopio-satélite reflector que tiene ya más de una década orbitando la tierra a una altura de 569 km. La porción de cielo observada es una pequeña región en la constelación Fornax, ubicada en el hemisferio sur. La magnífica imagen que consta de las tomas de 841 órbitas del telescopio espacial, contiene aproximadamente 10.000 galaxias. Con estas observaciones asistimos al nacimiento estelar en galaxias lejanas, puesto que mirar muy, muy lejos en el espacio es mirar hacia el pasado remoto. Un telescopio es una maquina del tiempo. En este caso estamos hablando de 13.2 billones de años, así que éstas estrellas se muestran ante nosotros aún en estados muy primitivos, permitiéndonos descubrir secretos del origen del universo.

La luz ultravioleta proviene de las estrellas más grandes, jóvenes y calientes. De observaciones a esta longitud de onda, se puede obtener información directa de en qué galaxias se están formando estas estrellas y en qué regiones dentro de las galaxias. También se puede estudiar cómo las galaxias crecen en tamaño por la formación de pequeñas colecciones de estrellas muy calientes. Debido a que la atmósfera terrestre filtra gran cantidad de la luz ultravioleta, estudios como éste solo pueden realizarse desde el espacio. Por otro lado, observar la radiación infrarroja es muy importante pues la luz que proviene de las galaxias que se alejan de nosotros a grandes velocidades, aparece corrida hacia esa región del espectro por el efecto Doppler, del que escribiré en mi próxima entrada.

(Fuentes: Telescopio Espacial Hubble y NASA)

Share

CC BY-NC 4.0 This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial 4.0 International License.

One Reply to “La noche estrellada”

Leave a Reply